El menú de tres pasos se ofrece por 57 dólares.

 

Por: Oscar Cota

Los gemelos Mike y Staphane Saada dejaron su trabajo en una compañía de seguros y decidieron que sería una buena ida abrir el primer restaurante nudista en París.

Con paredes azules,  una ambientación minimalista y cortinas que protegen a los comensales de las miradas desde la calle, O’naturel , se ha convertido en uno de los destinos favoritos del turismo naturista.

Al ingresar al restaurante es necesario dejar la ropa y los teléfonos celulares en un lugar asignado, para que luego te ofrezcan unas pantuflas, o si las mujeres desean quedarse con sus zapatos pueden hacerlo. Posteriormente se te ofrecen platillos de cocina francesa como langosta, caracol o foie gras. El menú de 3 tiempos se ofrece por 57 dólares.

Se siguen ciertas normas de salubridad como cambiar la tela protectora de cada silla en cada servicio, todo esto para que el cliente se sienta cómodo.

O’naturel se suma a la serie de restaurantes de Londres, Melbourne y Tokio que también son nudistas, pero a diferencia de estos, en el de París los meseros están vestidos.

La única forma de ingresar al establecimiento es con una cita previa .