Por: Karla Cejudo

 

Mientras el Instituto Electoral del Estado (IEE) aprobó un presupuesto de 338 millones 729 mil 231pesos 99centavos; el Instituto Nacional Electoral tiene una bolsa para Puebla por 322 millones 315 mil 76 pesos, la clase trabajadora recibe de uno a dos salarios mínimos (mil 060.23 a 2 mil 120.64 quincenales), resalta el Consejo Nacional para la Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).

El estado de Puebla cuenta con 2 millones 690 mil 848 trabajadores activos, de los 925 mil 528 reciben de uno a dos salarios mínimos (mil 060.23 a 2 mil 120.64 quincenales), son directamente a este grupo de trabajadores quienes les afecta el incremento de la canasta básica, la cual en este inicio de año ha recibido incrementos en los insumos que van desde el 20 al 40 por ciento.

De acuerdo con la información de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), el 34.39 por ciento de los trabajadores poblanos percibe de uno a dos salarios mínimos, mientras que de acuerdo con datos del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) la canasta básica tenía en promedio un costo de mil 475 pesos hasta finales del 2017.

Esto quiere decir que pese al incremento del salario mínimo que se dio en diciembre del año pasado, donde se pasó de 80.4 a 88.36 pesos, los incrementos de la canasta básica en enero del presente han mermado la posibilidad de casi un millón de familias poblanas de comprar los insumos necesarios para su manutención.

Los datos de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) el precio máximo del huevo era 24 pesos el kilo, a finales del 2017, mientras que al inicio de este año 2018 el promedio es de 34 pesos, lo que representa un aumento del 34 por ciento más.

El mayor incremento que se ha registrado es el del gas LP, con un incremento del 24 por ciento más, pasando de costar 315 pesos el tanque de 20 kilos a finales del 2017, a costar 391 pesos el tanque de 20 kilos a inicios de este mes.

Otros insumos que son básicos dentro de la alimentación diaria de los poblanos y de los mexicanos en general y que han tenido un incremento son: Bistec de res que registró un incremento de cinco pesos el kilo, al pasar de 120 a 125 pesos, mientras que el  frijol mayo también presentó un aumento de 5 pesos, al costar 26 pesos el kilo.

El jitomate comenzó el año en 22 pesos el kilo, cuando e finales del año pasado estaba en 15 pesos, la zanahoria pasó de 8 pesos a 14 en el cambio de año, casi el doble de lo que costaba y el limón pasó de 16 pesos el kilo a 18 en un mes.

Dichos estudios evidencian que el reparto de la riqueza es inequitativo y las campañas políticas es donde más abunda el recurso económico.