Los presuntos homicidas son familiares del alcalde Zacapoaxtla

 

POR: KAREN MARÍN T.

 

Bajo el argumento que Antorcha Campesina “honra su palabra”, la organización desistió de manifestarse durante el informe del gobernador, José Antonio Gali Fayad, luego de que se dio a conocer la detención de los sicarios que asesinaron al alcalde de Huitzilan, de Ciudad Serdán, Manuel Hernández Pasión.

El líder de la organización estatal, Juan Manuel Celis, celebró las acciones emprendidas por la Fiscalía General de Puebla en la detención de los asesinos Pablo Daniel y Cristian, familiares del alcalde de Zacapoaxtla, Guillermo Lobato Toral.

“Suspendimos la marcha, porque detuvieron a los autores materiales del crimen; pero faltan los autores intelectuales. Nosotros nos comprometimos a que si se detenía a los culpables no marchábamos, y aquí está la prueba de que Antorcha Campesina sí “honra su palabra”. Ahora vamos a dar un tiempo prudente al Gobierno estatal, pero debe quedar claro que no vamos a detener nuestra lucha”.

En ese sentido, insistieron que piden justicia para detener a todos los implicados del crimen, ocurrido el 10 de octubre de 2017, o de lo contrario, se manifestarán en el último informe de Luis Banck Serrato.

“Nosotros vamos a esperar, pero en el informe del presidente municipal, porque también los gobiernos tienen sus debilidades y hasta que hicimos esto, tuvimos una respuesta del gobierno”.

Celis dijo, con respecto a este caso, que se trató de un crimen político a cargo del cacicazgo de la Sierra Nororiental de Puebla, el cual lideran Lobato Toral y Aco Cortés, a quienes pidieron comparezcan ante las autoridades.

De esa manera, rechazaron que las autoridades señalen como los probables móviles del crimen, el robo, cuando Manuel Hernández Pasión “no tenía ni un solo peso”.

“Nosotros pedimos que se siga la investigación a los caciques de la Sierra de Puebla. Ya se sabe que la familia de los Aco era la que estaba amenazando”, finalizó.