Todo un misterio gira en torno a la muerte de Eric Garrido Estrada de 39 años de edad al interior de la planta Volkswagen y quien llevaba trabajando 25 años para la transnacional. Formaba parte del equipo de mantenimiento en la nave 2 y según trabajadores de la planta, el homicidio ocurrió a las 3:30 de la madrugada cerca del área del comedor.

 

De acuerdo con la primera versión, el cadáver fue encontrado con los pantalones abajo, por lo que se presumía un abuso sexual, sin embargo, de acuerdo con el peritaje del SEMEFO se descartó la violación y la causa de la muerte fue un golpe con un objeto contundente muy pesado que le destrozó el rostro completamente y no presenta otro tipo de lesión que haga presuponer que se defendió.

 

La familia de Eric Garrido descartó por completo la versión que se trató de un accidente laboral y acusan un homicidio que la planta está encubriendo pues pese a que hay servicio de vigilancia, jefe de la línea y supervisores, la llamada que les notificó de la muerte se recibió después de ocho horas por parte de un policía ministerial al hermano del occiso quien lo citó en la Fiscalía General sin precisar de qué se trataba.

 

El testimonio de la familia ratifica la versión de que un compañero lo asesinó por la espalda con una pieza metálica.

 

Según un comunicado de la Fiscalía General del Estado (FGE) los hechos ocurrieron en la medianoche y tuvo conocimiento alrededor de las 3:50 horas de este jueves por lo que su personal acudió a levantar el cadáver en la nave 2 de la empresa.

 

Algunos obreros confiaron a CAMBIO que la compañía quiere ocultar qué fue realmente lo que pasó y busca inculpar a un recién egresado del Instituto para Formación y Desarrollo Volkswagen, quien supuestamente se encontraba con Eric al momento de su muerte.

 

Un familiar de la víctima dio a conocer a CAMBIO que exigirán justicia ya que a ellos tampoco les han contado bien qué fue lo que ocurrió la madrugada del jueves.

 

Le destrozaron la cabeza

 

Según fuentes de la empresa, Eric fue hallado con la cabeza destrozada y el cuerpo recargado sobre una mesa al interior de la nave número 2, posteriormente se evitó el paso de trabajadores a dicha área.

 

El lugar fue acordonado a las 12:30 de la madrugada, misma hora en la que se dejó de laborar. El aviso a las autoridades se dio dos horas después y fue hasta las 10:00 de la mañana que se permitió el paso, reanudándose operaciones a partir de las 12:00 horas, según confirmaron empleados, a quienes no les fue revelada información del caso.
Fiscalía investiga homicidio

Aunque en un comunicado que envío la FGE en la tarde del jueves indicó que se siguen diversas líneas de investigación, en la mañana, personal de la dependencia indicó a CAMBIO que se trató de un homicidio.

 

“Ante dichos acontecimientos, la Fiscalía de Investigación Metropolitana encabezó con apoyo del agente del Ministerio Público, la Agencia Estatal de Investigación y peritos del Instituto de Ciencias Forenses, las primeras diligencias para el procesamiento de la escena, así como el levantamiento del cuerpo, mismo que posterior a la necropsia de ley, fue entregado a sus familiares”, se lee en el comunicado que se envió. (Con información de Luisa Tirzo)

Texto publicado originalmente por: Diario Cambio