Jorge Barrientos

Los dirigentes estatales de los partidos políticos que integraron la coalición Por Puebla al Frente, y que participaron en la jornada electoral del pasado 1 de julio, pidieron al ex candidato del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Luis Miguel Barbosa Huerta, aceptar el triunfo de Martha Erika Alonso Hidalgo como Gobernadora, una vez que este sea ratificado por los tribunales. En este sentido, el coordinador de campaña de Alonso Hidalgo y encargado del Enlace Institucional del equipo de transición, Francisco Rodríguez Álvarez, confirmó que recibieron la resolución del Instituto Nacional Electoral (INE) que la exoneró de un presunto rebase de topes de gastos de campaña. Señaló que esta resolución se sumó al dictamen presentado por la Fiscalía Especializada Para la Atención de Delitos Electorales (FEPADE) que desechó la presunta existencia de un laboratorio electoral en las instalaciones del MM Grand Hotel. Subrayó que Barbosa Huerta está en su derecho de impugnar los resultados de la elección, sin embargo, no puede descalificar a las instituciones que validaron el triunfo del Presidente de la República electo, Andrés Manuel López Obrador. “Con estas resoluciones, se caen los principales argumentos de Morena para impugnar la elección. Durante el proceso electoral, Martha Erika Alonso presentó, en tiempo y forma, el desglose de los gastos de cada uno de los eventos realizados durante la campaña, y estoy seguro que en su gobierno continuará por este camino, pues cuenta con la confianza de los poblanos”, remarcó. Finalmente, Rodríguez Álvarez enfatizó que Barbosa Huerta debe asumir con responsabilidad su derrota, dejar de polarizar a la población y sumarse al trabajo de transición, y, con ello, lograr que el cambio de gobierno se realice dentro de un clima de paz y tranquilidad.