Actualmente los jóvenes permanecen recluidos en San Miguel debido a que el Ciepa es utilizado para reos con coronavirus

 

Jesús Lemus

 

La Comisión de Seguridad del Congreso del Estado de Puebla pidió proteger los derechos de los menores que se encuentran en la cárcel de San Miguel, tras habilitarse el Centro de Internamiento Especializado para Adolescentes (Ciepa), para atender a reos contagiados de Covid-19.

El acuerdo se tomó por unanimidad y los diputados locales coincidieron que la cárcel de San Miguel no está acondicionada, como el Ciepa, para atender a estos menores infractores, aunque no se especificó el número de jóvenes que fueron trasladados.

Consideraron oportuno que mediante la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) también se logre que los familiares puedan visitar a estos jóvenes, con las medidas sanitarias para evitar la propagación del Covid-19.

También hicieron un llamado para que los adolescentes, una vez que regresen al Ciepa, lleguen a un lugar totalmente desinfectado y garantizar que no habrá más rebrotes de esta pandemia que en Puebla ha dejado casi mil 500 personas fallecidas.

“Durante su internamiento les sean respetados a los menores infractores sus derechos humanos y se asegure su separación adulta internadas y que sean tratados por personal especializado y les sean garantizadas las visitas familiares”.

Cabe señalar que en la misma sesión se avaló un exhorto para que los 217 ayuntamientos de Puebla creen “una Policía Ambiental Preventiva” y combatir la tala clandestina, así como inhibir el comercio ilegal de especies en el estado.