Después de que el gobernador Antonio Gali Fayad anunció la suspensión de clases en todo el estado debido al terremoto de 8.4 que provocó afectaciones en Puebla, un estudiante le reclamó por no avisar antes de la suspensión, quejándose de que había hecho mucha tarea.

 

Ante el reclamo a través de tuiter, el gobernador de Puebla le contestó que no podía avisar algo que aún no era oficial, dando a entender que no es adivino para avisar ante de una suspensión de clases por las afectaciones que pueda dejar el temblor.

 

Las clases fueron suspendidas en todo Puebla y zonas aledañas al estado de Chiapas en donde tuvo su epicentro el sismo.

Texto publicado originalmente por: Diario Cambio

200 AÑOS DEL CHILE EN NOGADA