Omar Sánchez

La Titular de Normatividad, Regulación Comercial y Gestión Ambiental de San Pedro Cholula, María Soledad Sevilla Zapata, dio a conocer que, a través de la adquisición de un sonómetro -con un valor de 100 mil pesos-, el Ayuntamiento regulará el ruido excesivo que se genera en industrias, comercios y domicilios de esta jurisdicción con 65 decibeles permitidos; de ser rebasados, se aplicarán multas correspondientes a las licencias de funcionamiento. Asimismo, refirió que el área que encabeza comenzará, a partir de estos días, a realizar rondines aleatorios a los diferentes establecimientos que tienen como objetivo el esparcimiento. “Con este equipo, lo que buscamos es no atacar a los comercios establecidos, ya que Cholula tiene una importante derrama económica en este rubro, donde muchas personas vienen acá para rentar salones de fiesta; lo que buscamos es detectar el nivel del ruido de manera respetuosa, además, se medirá el ruido desde la parte de afuera, ya que hemos recibido, semana a semana, quejas ciudadanas, sobre todo, por las noches”, dijo Sevilla Zapata. En ese tenor, precisó que, como mínimo, reciben de cuatro a seis quejas ciudadanas por semana por ruido excesivo, el cual alcanza, en algunos establecimientos, los 130 o 140 decibeles, sin embargo, de no cumplir con esta normativa, los comercios o salones podrían recibir una sanción equiparable a su licencia de funcionamiento, en algunas, con tarifas de hasta los 30 mil pesos. “De manera respetuosa y amable, se pretende llegar con visitas de cortesía y que nosotros podamos modular los decibeles que ellos manejan dentro de sus instalaciones con sus equipos de audio, ya que este problema ha ido empeorando con el paso de los años, debido a que la población en Cholula ha crecido”, finalizó.