Piden no se legisle al vapor

Jorge Barrientos

El aún dirigente estatal del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) en Puebla, Gabriel Biestro Medinilla, exigió a los todavía diputados locales que se porten a la altura para legislar, dado a que son representantes de la ciudadanía y no del morenovallismo. En ese sentido, los diputados locales electos de Morena se presentaron en el Congreso del Estado, durante la sesión de la Comisión Permanente, para exigirles a los legisladores que dejen de hacer leyes e iniciativas al vapor, ya que lo único que pretenden es beneficiar al ex gobernador Rafael Moreno Valle y gobernadora electa Martha Erika Alonso. En otro orden de ideas, el líder morenista enfatizó que los hechos registrados la tarde de ayer en el municipio de Acatlán de Osorio, donde una turba enardecida linchó a dos personas inocentes acusadas de ser “robachicos”, aseguró que el gobernador Tony Gali es el culpable de manera directa de estos hechos, pues su falta de capacidad e interés por parte de su secretario de Seguridad Pública, ha hecho que la ciudadanía resuelva así los delitos que suceden en sus demarcaciones. “El gobernador y su gabinete de Seguridad Pública deben renunciar, estamos pidiendo que los diputados de la 59 Legislatura pidan su renuncia, pues sino lo piden ellos, nosotros lo vamos a iniciar, ya hemos aguantado mucho este tipo de situaciones que rebasan por mucho lo que la gente quiere y lo que la gente pide”. Reiteró que nunca ha habido un acercamiento real con el Gobierno del Estado, y menos por su participación en el supuestofraude electoral, pues debe tratarse como una relación institucional que deberá ser portavoz de las exigencias de la ciudadanía. Además, sentenció que el Gobierno del Estado no tiene la calidad moral de hablar de seguridad pública, ni de violencia. Por último, señaló que todos los partidos que conforman la coalición Juntos Haremos Historia refrendan su apoyo al diputado local electo, José Juan Espinosa Torres, pues hoy, en medios locales, se aseguraba que fincarían cargos a su cuenta de 2015, a lo que Gabriel Biestro dijo que la Auditoría Superior del Estado y de la Comisión Inspectora se han utilizado como un garrote de control político, para que tengan lealtad y, en caso de no seguirla, sean castigados. “Eso va a cambiar, se va a quitar el garrote político y no vamos a permitir que se castigue a la disidencia, a alguien que por atreverse a discernir sea castigado, quieren amedrentarlo por las actividades que hizo, pero tiene todo el respaldo de todos los diputados electos y por la coalición”, finalizó.