En menos de 12 horas se registran tres asaltos con violencia, con una mujer herida y un detenido

Por: Víctor Gutiérrez

Pese a los discursos de las autoridades, los hechos están demostrando una realidad tajante y pésima a la vez, en el que la delincuencia y la violencia siguen poniendo en jaque a los gobiernos actuales, esto luego de que no sólo se han reportado más ejecuciones, sino que en menos de 12 horas se reportaron tres asaltos violentos a unidades del transporte público. El saldo de esa cifra es de una joven herida de bala, un detenido y pérdidas monetarias al consumarse algunos de estos robos, en el que usuarios y choferes volvieron a ser presa de la delincuencia. El primero de los casos, se registró en contra de usuarios de la ruta 18, Unidad 30, cuando cuatro sujetos armados, los sorprendieron en calles de la colonia Los Remedios sobre la 2 oriente y la avenida 26 norte. Fue en ese punto que los delincuentes que se hicieron pasar por pasajeros, se levantaron de sus asientos y de inmediato con armas en mano amenazaron a los pasajeros y al chofer con el fin de que les entregaran sus pertenencias.

El asalto ocurrió al filo de las 07:30 horas, y es cuando una joven pasajera al parecer se negó a entregar sus pertenencias, por lo que uno de los delincuentes le pegó un tiro en el brazo izquierdo, lo que generó pánico entre los pasajeros, mismo que empezaron a gritar, alertando a los delincuentes de que tenían ya que huir, cosa que hicieron, pero con rumbo desconocido. Al poco rato, se registraba un segundo asalto, pero en esta ocasión en contra de pasajeros de la Ruta 27, quienes al llegar a la colonia Clotilde Torres, fueron también sorprendidos por tres sujetos armados, que intentaron despojarlos de sus pertenencias y del dinero del chofer y producto de las ganancias del día. Sin embargo, en esta ocasión, los delincuentes no contaron con que los usuarios de esa Ruta, en lo particular, se armaron de valor ante el hartazgo por los robos, que empezaron a golpear a los delincuentes, que, al verse superados en número, dos de los tres delincuentes lograron darse a la fuga, no así un tercero que fue asegurad por ellos mismo y a quien le propinaron una senda golpiza antes de ser entregado a las autoridades competentes.

Cabe mencionar que el asegurado, ya tenía antecedentes penales por el mismo delito, ya había pisado la cárcel por el robo a transporte público y recientemente había abandonado el penal de San Miguel en Puebla. Finalmente, el último robo se registró ya casi por la tarde, cuando sujetos armados interceptaron la Unidad 53 de una Ruta JBS, tan sólo para subirse al camión y despojar de 20 mil pesos a uno de los pasajeros que minutos antes había retirado ese dinero de una sucursal bancaria en la colonia La Libertad.