Alrededor de 79 mil 49 asesinatos violentos se han cometido desde que inició la administración de Peña Nieto, a la que todavía le faltan casi dos años.

El repunte en la violencia se ha hecho tangible, pues en el año pasado se registraron 22 mil 932 homicidios dolosos, cifra que podría compararse con los últimos años del periodo de Calderón.

Ya que al inicio del sexenio, el gobierno reconoció que hubo 70 mil hechos violentos del sexenio de Calderón, la cifra ya fue superada.

En septiembre pasado, el semanario Zeta reportó a poco más de 78 mil ejecutados, por lo que las cifras del gobierno podrían ser más altas.

Las entidades más violentas el año pasado fueron el Estado de México y Guerrero, con más de 2 mil 200 ejecuciones en cada territorio.

Mientras tanto, otras cifras escalofriantes indican que en 2016 hubo mil 383 secuestros y 5 mil 374 extorsiones denunciadas, pero aún hay más de las no denunciadas.

 

Texto publicado originalmente en: Regeneración