A pesar de su reaprehensión por ultraje a la autoridad, el también conocido como “La Gata”, podría quedar en libertad, al ser un delito menor y que no amerita prisión preventiva

Ignacio Badillo

El pasado 17 de agosto, Lilia Hernández, la Jueza a cargo del caso de la detención de Francisco De los Santos “La Gata” (hermano de “El Bukanas”) y otros dos ex policías de Veracruz (Gustavo Márquez Castillo y José Juan Cruz Ventura) por la desaparición de tres personas desde 2015 -de los cuales, hasta la fecha, se desconoce su paradero-, ordenó la liberación de los tres detenidos, esto, bajo la justificación de que “no se presentaron las personas afectadas ni los testigos de los hechos”. A pesar de que “La Gata” fue reaprehendido, el gobernador de Veracruz, Miguel Ángel Yunes Linares, declaró que su detención se debe a ultrajes a la autoridad y, al ser un delito que no amerita prisión preventiva, a pesar de que sea declarado culpable, podría quedar en libertad. Cabe recordar que Francisco De los Santos, Gustavo Márquez Castillo y José Juan Cruz Ventura fueron detenidos en 2015, acusados del secuestro de tres trabajadores, Ángel Jiménez Bonilla, Antonio Flores Cortés y Uriel Hernández Maza, en el municipio de Maltrata, cuando viajaban sobre la carretera Ciudad Mendoza-Puebla, y, a pesar de que la Fiscalía General de Veracruz encontró una patrulla de la Policía Municipal en un taller mecánico, misma que, presuntamente, había sido utilizada para el plagio de los tres trabajadores, se determinó como inocentes a los tres detenidos.

“EL FÓSIL”, “LA GATA” Y “EL BUKANAS”

Saúl, Francisco y Roberto De los Santos son tres hermanos y ex policías municipales, los cuales, se han visto envueltos en diversos delitos, entre los que destacan el robo a trenes, secuestros, asesinatos y, recientemente, el robo de hidrocarburos o huachicol. Saúl, “El Fósil” fue detenido el pasado mes de junio en Acultzingo, Veracruz, por delitos como secuestro, extorsión, huachicol y robo a trenes y ferrocarriles, sin embargo, su detención causó revuelo, debido a que a “El Fósil” se le había declarado muerto desde julio de 2015 como resultado de un enfrentamiento entre policías y huachicoleros en el Municipio de Vicente Guerrero, Puebla. Por su parte, Roberto, alias “El Bukanas”, es uno de los criminales más buscados en el centro-sur del país y, de acuerdo con Yunes Linares, “uno de los principales objetivos del gobierno de Veracruz”, actualmente, la recompensa por entregar a “El Bukanas” a las autoridades es de cinco millones de pesos.