El incremento de 8 pesos al salario mínimo que se autorizó esta semana es una burla para los mexicanos, consideró el socio director de ARH Consultores, Germán Reyna y Herrero.

Dijo que los 88.36 pesos diarios que representan tal salario mínimo en nuestro país y que equivalen a 2 mil 700 pesos al mes, es desproporcional e insuficiente para sostener a una familia.

En entrevista, el especialista en economía y derecho fiscal, consideró que el salario mínimo “real” en la República Mexicana, debería de ser de al menos 200 pesos.

Es decir, 150 por ciento más en relación a los 88.36 pesos que la víspera autorizó la Comisión Nacional de los Salarios Mínimos (Conasami) y que entrará en vigor a partir del 1 de diciembre próximo.

Reyna y Herrero sostuvo que tal parámetro ya resulta obsoleto por lo que es necesario que el gobierno federal lo modifique.

 

Texto publicado originalmente por: Diario Puntual