Dulce Gómez/ @dulcgomez

El gobernador de Puebla, Miguel Barbosa Huerta, dio un plazo de tres días para que los municipios cumplan con sus atribuciones e impidan la presencia de ambulantes, esto a fin de evitar la propagación de Covid-19 en la entidad, de lo contrario, el Gobierno del Estado asumirá dicha función.

En conferencia de prensa, el mandatario estatal expresó que su administración no puede dar más tiempo, toda vez que el tema es urgente. Esto, debido a que actualmente, varios ambulantes permanecen en la vía pública sin que ninguna autoridad haga algo al respecto.

“Llamo a todas las autoridades municipales a hacerlo. Ya algunas autoridades lo han hecho, han estado impidiendo el comercio, las actividades en la calle. Hoy hago el exhorto de manera directa a que cumplan con sus atribuciones y de esta forma podamos tener una mayor rigidez en nuestra sana distancia”, comentó Barbosa Huerta.

El Ejecutivo Estatal puntualizó que la presencia del comercio informal es un riesgo para los propios comerciantes y para la gente, toda vez que en su mayoría no respetan la sana distancia y por el contrario se concentran en un número importante.

“No podemos permitir que se siga ejerciendo esta actividad con riesgos para los propios comerciantes y para la gente.
Les pido a las autoridades municipales para que actúen en el ámbito de sus atribuciones, para que limpien la vía publica, para que no haya actividad en la vía publica que provoque aglomeración de personas, contagio”, expuso.