Aprovechando la mala entrada en el Estadio Cuauhtémoc y el descanso para la Copa MX, el portero de la Franja, Cristian Campestrini, logró disfrutar el juego con total aislamiento y tranquilidad.

Y es que el estadio de la Angelópolis registró una muy pobre entrada. Pese a que el Puebla consiguió su primer triunfo en el presente año y además rompió una racha de seis juegos sin conseguir victoria, la afición Camotera parece no estar contenta con el accionar de su equipo.

Los camoteros doblegaron 1-0 a los Zorros del Atlas en juego de la Jornada 2 de la Copa MX.

Esta noche se registró una asistencia de 8,410 aficionados; entre ellos 25 fans de Atlas que hicieron el viaje.

 

Texto publicado originalmente en: Medio Tiempo