Aunque los niveles de contaminación del aire en Puebla se incrementaron en casi 100 por ciento entre 2015 y 2016, según el Índice Metropolitano de la Calidad del Aire (Imeca), el gobierno estatal que encabeza Rafael Moreno Valle Rosas descartó un problema ambiental.

Por: Mónica Camacho

El optimismo de la administración del PAN no es compartido por el senador Raúl Aarón Pozos Lanz, quien señaló que el aumento reportado en Puebla y la zona metropolitana que comparte con la Ciudad de México es “preocupante”.

Ayer el legislador del PRI presentó un punto de acuerdo ante la Comisión Permanente del Congreso de la Unión en el que demandó a la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) un informe detallado de la contaminación del aire en esa región, porque se encuentra de por medio la salud de miles de habitantes.

 Puebla está mejor que la Ciudad de México, alega Riestra

Rodrigo Riestra Piña, secretario de Desarrollo Rural, Sustentabilidad y Ordenamiento Territorial del estado, comparó a Puebla con la Ciudad de México a la hora de abogar a favor de la calidad de aire en la entidad, durante la comparecencia que encabezó ante el Congreso local el 19 de enero pasado, con motivo del último informe del gobierno de Rafael Moreno Valle Rosas.

De acuerdo con la red de monitoreo que opera en los municipios de Puebla y Amozoc, a través de cinco estaciones fijas y una móvil, en 2015 se registró un promedio de 13 puntos Imeca. En ese mismo periodo, la capital del país superó los 150 puntos y en verano de 2016 reportó más de 200 puntos, explicó.

Sin embargo, Rodrigo Riestra reconoció que los indicadores de la entidad se dispararon el año anterior al llegar a una media de 25 puntos que se ha mantenido desde entonces. “Se debe también a la temporalidad y a la actividad del volcán en el estado”, arguyó el secretario.

Se ignoran avances de la norma de emergencia, denuncia

Pozos Lanz expuso que el problema ambiental en la zona metropolitana de Hidalgo, el estado de México, Morelos, Puebla, Tlaxcala y la Ciudad de México encendió los focos de alarma desde el año pasado, por lo que la Semarnat publicó en el Diario Oficial de la Federación (DOF) la Norma Oficial Mexicana de Emergencia NOM–EM167 para endurecer los programas de contingencias ambientales y el Hoy no Circula.

El pasado 5 de diciembre, añadió, el titular de la Semarnat, Rafael Pacchiano Alamán, anunció la prórroga de la norma emergente por otros seis meses y la intención de que la misma se convierta en una norma permanente.

El senador, quien funge como secretario de la Comisión de Medio Ambiente y Recursos Naturales, consideró indispensable que el Congreso de la Unión llame a cuentas al funcionario para verificar los resultados obtenidos con la NOM–EM–167, debido a que la información existente en la materia “es escasa”.

La Semarnat no ha dado a conocer los objetivos alcanzados por la aplicación de la norma emergente y las posibles mejoras en la calidad del aire de los estados integrantes de la megalópolis ni las acciones llevadas a cabo para su debida aplicación, indicó.

Recordó que la NOM–EM–167 involucra la puesta en marcha de un nuevo sistema de verificación con estándares más altos; la asignación de recursos para modernizar el transporte público; la instalación de más equipos para el monitoreo de la calidad del aire; la homologación de verificación para el transporte federal, así como inspecciones en los centros de verificación para constatar que cuenten con el equipo necesario y los certificados de calibración.

 

Texto publicado originalmente en: La Jornada de Oriente