Milenio

En su intervención en la 112 Asamblea General Ordinaria del IMSS, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, destacó su reconocimiento a la Iniciativa Privada, ya que “muchos empresarios que, aun en medio de la crisis, mantuvieron a sus trabajadores, que no los despidieron. Todo nuestro reconocimiento, nuestra admiración, nuestro respeto a esos empresarios con una alta responsabilidad social”.

Así mismo, informó que a los empresarios pequeños del Seguro que no despedían a sus trabajadores se les entregó un crédito muy pronto, sin trámites burocráticos de 25 mil pesos a más de 200 mil pequeños empresarios en los momentos más difíciles de la pandemia.

Mencionó que, con esa responsabilidad y compromiso, juntos, la IP y gobierno “estamos ya creciendo de nuevo, los pronósticos es que este año vamos a crecer en promedio seis por ciento.

Está llegando más inversión extranjera. Ayer se dio a conocer que ya la inversión para este año es superior a la inversión del año pasado y ya es la tercera inversión extranjera más grande en la historia, de más cantidad de recursos en la historia”.

El presidente de México aseguró que ya se están recuperando los empleos perdidos en el inicio de la pandemia, según datos oficiales se perdieron un millón 500 mil empleos.

Antes de la llegada del Covid-19, el IMSS tenía un registro de 20 millones 600 mil trabajadores; ahora ya se está en 20 millones 900 mil trabajadores inscritos, es decir, 300 mil trabajadores más. Se prevé concluir 2021 con 21 millones de trabajadores inscritos al Seguro Social.

Agregó que, en el tema del salario mínimo, éste ha mantenido una política de aumento para recuperar su poder adquisitivo, ya que el de México era el salario más bajo o de los salarios más bajos de todo el mundo. Se ha aumentado el SMG en lo que va del gobierno casi 50 por ciento en términos reales, y esto repercute en el Seguro Social, que ahora cuenta con más ingresos, conforme al salario de los trabajadores.

Obrador resaltó que, en dos años, se han logrado acuerdos, trabajadores-empresarios-gobierno, sin embargo, el año pasado no se pudo lograr un acuerdo total, “se logró el acuerdo nada más entre los representantes de los trabajadores, porque lógicamente tenían que aprobar, y el gobierno, pero no quisieron aceptar los empresarios, no todos, pero sí, no hubo consenso. Los respetamos, porque tenemos que ser respetuosos de las posturas de cada quien, así es la democracia. Sólo en las dictaduras hay posturas únicas, pensamiento único; en la democracia no, hay pluralidad y hay libertad y se tiene que garantizar el derecho a disentir. Pero yo espero que este año sí nos pongamos de acuerdo para aumentar el salario mínimo”.

Acompañado del titular del IMSS, Zoé Robledo, el mandatario mencionó que, como mexicanos, nos tenemos que seguir preparando porque va a seguir creciendo la inversión, se van a seguir creando empleos, cada vez va a haber más demanda de servicios médicos.

Estamos bien y de buenas porque se logró algo que ayuda mucho al país: el tratado con Estados Unidos y con Canadá. El volver a firmar el tratado, el que se tenga este acuerdo es una garantía de que van a seguir llegando inversiones y esas inversiones más lo que hace el sector privado nacional va a seguir creando empleos y bienestar y mejorando el consumo, y vamos a progresar, vamos a seguir progresando con justicia en nuestro país.

El presidente dijo que existen condiciones “inmejorables” para que el Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) ayude a reactivar la economía, crear empleos, garantizar el bienestar social y evitar el rezago comercial de la región ante el fenómeno de expansión y crecimiento de otras zonas del planeta.

“Quizá lo más importante es la fuerza de trabajo joven, creativa, que por eso necesitamos tratar de distinta manera al fenómeno migratorio, que es mi planteamiento, porque se requiere la fuerza de trabajo”, expresó.

López Obrador sostuvo que se “exageró” con el proceso de automatización y la robótica, pues se dijo que ya no se iba a necesitar fuerza de trabajo, y manifestó su oposición a ese concepto de economía global.

“No puede haber crecimiento económico sin fuerza de trabajo, y el trabajo tiene el mismo valor que el capital en una empresa. Entonces, nosotros tenemos fuerza de trabajo.

“Luego nos complementamos porque en América del Norte hay tecnología, tenemos cortas distancias para no pagar muchos fletes y un tesoro, que es el mercado interno. Imagínese cuánto se consume en América del Norte, entonces tenemos garantizado el mercado para producir”, afirmó.

Ese tema, abundó, es muy importante para México y ya fue planteado ante sus homólogos de Estados Unidos y Canadá, Joe Biden y Justin Trudeau, respectivamente. 

Entre los temas que trató con los representantes de esos países, detalló, está el Tratado comercial, así como la integración económica, la migración, el Covid-19, las vacunas contra el coronavirus y los medicamentos en general.

“Fue muy importante esa reunión porque el tratado comercial con Estados Unidos y Canadá es muy bueno para los tres pueblos y las tres naciones”, destacó.

Incluso afirmó que, en el caso del estado de Sonora, el Tratado comercial va a significar más inversión extranjera, más plantas, fábricas, más empleos para la gente, mejor pagados, más beneficios. 

El presidente recordó que se avanzó mucho y se logró bastante en el tema del Tratado porque el gobierno de Estados Unidos planteó en primera instancia la necesidad de fortalecer su economía creando sus fronteras.

Y sostuvo que la postura de México ha sido no sólo la de integrar la economía de América del Norte con respeto de la soberanía de los tres países, sino en toda América.

“Así como se creó la comunidad europea y luego se convirtió en la Unión Europea, así necesitamos crear en América una especie de Unión y de integración económica con respeto a la soberanía de todos los países para fortalecernos como región económica comercial en el mundo”, planteó.