Tras haber realizado un supuesto fraude de 270 millones de pesos a la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla por la venta del equipo Lobos BUAP, el empresario Mario Mendivil ha recurrido a los servicios legales del litigante Javier Coello Trejo quien ha sido defensor de verdaderos delincuentes de cuello blanco por ejemplo fue ex representante legal de la dueña del colegio Rébsamen, Mónica García a quien se le busca fincar responsabilidades por la muerte de 19 menores de edad y siete adultos en el derrumbe de ese inmueble tras el sismo del 19 de septiembre de 2017.

Coello Trejo también es el representante del ex director de Petróleos Mexicanos, Emilio Lozoya Austin, prófugo de la justicia por el presunto delito de manejo de recursos de procedencia ilícita, corrupción y lavado de dinero; el litigante es además representante legal del Fiscal General de la República, Alejandro Gertz Mañero.

De acuerdo a una investigación realizada por Notimex, Coello Trejo es oriundo de San Cristóbal de las Casas, Chiapas.
Durante su paso por la PGR en la presidencia de Carlos Salinas de Gortari, también se le señaló por presuntas violaciones a los derechos humanos de forma sistemática.

Coello Trejo tuvo que dejar su cargo en la PGR por sus supuestos nexos con un cártel que operaba en este estado. Incluso, en 1993 hubo rumores de que en un rancho en Chiapas, propiedad del abogado se capturó a Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera por primera vez.